El Senado aprueba destinar un 2% de los puestos de trabajo a personas discapacitadas

Ayer el Senado aprobó dos propuestas de ley para fomentar la inclusión laboral de personas que sufran algún tipo de discapacidad física, mental o motora, ya bien sea temporal o permamente. Una de las propuestas procede del Senado mismo pero la otra de la Cámara de los Diputados.

El Proyecto de Ley consiste en que, en primer lugar, se añada la discapacidad como causa de una posible discriminación laboral, motivo por el cual debe haber una especial protección hacia este colectivo. En segundo lugar, quieren que tanto en el sector privado como en el público se destine un 2% de los puestos de trabajo a personas con limitaciones de este tipo, reservando precisamente en todas las empresas ese porcentaje de vacantes para ellos.

Asimismo, pretenden que en las licitaciones de la Administración del Estado, tengan prioridad los reclutadores que se encarguen de contratar a personas con alguna discapacidad. Además, desearían que de estos procesos de reclutamiento se excluyesen aquellos departamentos de Recursos Humanos o aquellas empresas que hayan sido condenadas por haber cometido algún tipo de acción discriminatoria contra discapacitados.

Todo hay que decir que en realidad la idea de destinar el 2% de los puestos del sector privado y público a trabajos para individuos con movilidad reducida o problemas intelectuales, se aplicaría a aquellas compañías que tengan al menos 50 empleados. Si se diese el caso de que no contasen con al menos esa cifra de personas trabajando en ella, como es lógico, el porcentaje tendría que ser inferior.

Estas dos propuestas han sido aprobadas pero hasta el 11 de mayo será posible enviar indicaciones al respecto para incluirlas como ley. Unas medidas que supondrán un gran avance en la inclusión laboral, puesto que ya estamos viendo que las compañías se están tomando cada vez más en serio el reclutamiento de personas discapacitadas.